By
Olivia García-Patto

Wrangler es una marca que mira al pasado sólo para caminar hacia el futuro”. Este statement define la capacidad de adaptación de la marca, que ahora se remonta a sus propio 70’s para celebrar sus siete décadas haciendo alusión a esa etapa tan icónica en la moda y en muchos otros sentidos.

Y es que si algo ha sabido hacer más que bien Wrangler a lo largo de su historia es adaptarse. Nacida para proveer prendas específicas para vaqueros, Wrangler ha ido evolucionando hasta convertirse en una de las marcas de denim preferida por los jóvenes, pasando por el rodeo y por las oficinas en el camino.

Wrangler es una marca que mira al pasado sólo para caminar hacia el futuro

La colección conmemorativa de su septuagésimo aniversario es una oda a la juventud que rescata la moda de la década de los setenta para revivir el espíritu adolescente de quienes la llevaron en su momento y extender el sentimiento a generaciones más recientes que ahora podrán vestirse como hace 30 años. Tan es así, que ya en 1966 la revista Newsweek publicaba una encuesta sobre adolescentes con dos jóvenes vistiendo Wrangler en su portada.

Por ese entonces, las generaciones de urbanitas Wrangler eran chicos y chicos que llevaban consigo una actitud disruptiva, una forma nueva de ver la cultura y otra manera de pensar. Actualmente, estos valores siguen vigentes en la marca y de lleno en esta colección pop, alegre, poderosa y, sobre todo, muy fiel a la nostalgia setentera. De hecho, la campaña está inspirada en joyitas perdidas por el archivo de la marca y las prendas son la digna modernización del vestuario de That 70’s Show.

Con esta colección, la marca da el pistoletazo de salida a las celebraciones previstas durante el año y lo hace usando Kabel, el logo original, como imagen principal. Evidentemente, los vaqueros llevan cortes plenamente setenteros como son los acampanados para hombre y los rectos para mujer, en conjunto con cinturas altas y muy ajustadas para recrear las siluetas clásicas de entonces con el groove en todo su esplendor. Asimismo, los shorts pin-up con bolsillos rayados, las camisetas estampadas con gráficos y variaciones del emblemático arcoíris Wrangler, gorras, accesorios bolsas y mochilas completan la colección.

Y así, con esta inmersión a su propio pasado, Wrangler quiere darle la bienvenida al futuro de la moda y de sus jóvenes. Sumérgete en este viaje y descubre más sobre la marca aquí.