By
Ariana Díaz Celma

No queremos caras largas porque el verano termina. Ha llegado el momento de aprovechar todas aquellas lindezas que ofrece la ciudad, pero que seguro has pasado por alto porque andabas demasiado liado de aeropuerto en aeropuerto o pillando el coche para ir a no sé qué cala secreta de la Costa Brava. Sin tener que coger más transporte que tu bici o el metro, la vecinísima Barceloneta esconde uno de los planes más apetitosos de lo que queda de temporada: el Salt. Mejor no resistirse a esa sensación cálida y serena que ofrece el run run del mar y hacerse con este kit de final de verano sensacional, que podrás acompañar por la carta I’m Not A Chef creada este 2018, y que cuenta con tres recetas estrella hechas por los influencers Alex Domenech, Laura Put y Daniel Illescas. Que nadie tema, Jakob Esko, el chef ejecutivo del W Barcelona, faldas de cuyo hotel ocupa el Salt, ha estado con ellos en todo el proceso de creación. Os contamos.

I’m Not a Chef es una propuesta en la que se ha invitado a tres influencers a crear su hamburguesa de ensueño, ese guilty pleasure que todos tenemos entre ceja y ceja. Mientras Alex Domenech se ha inspirado en la América de los ’90 con una receta con ternera guisada en salsa barbacoa, queso cheddar, tomate, lechuga y jalapeños, dando como resultado la Yankee Fever; la actriz y Dj Laura Put ha creado una hamburguesa de secreto ibérico y queso de cabra, cebolla caramelizada y escalibada, llamada Keep The Rythym; y Daniel Illescas ha ideado la Born To Be Wild, una receta a base de carne de ternera, queso cheddar, bacon crujiente, tomate verde y guacamole, inspirada en los lugares más exóticos del planeta.

La carta también cuenta con clásicos como la burger XL Salt Icon, compuesta por tres piezas de ternera

Además de estas tres recetas, que se podrán probar hasta finales de septiembre, la carta también cuenta con clásicos como la Salt Icon, compuesta por tres piezas de ternera, panceta glaseada, chutney de cebolla roja, pepinillos agridulces, queso gouda y cheddar, lechuga romana, tomate verde frito, mayonesa de chile, guacamole y aros de cebolla; o la Asian Burger, servida en pan bao con carne de Wagyu glaseada en yakitori y servida con wakame, setas shiitake, sisho y mayonesa de wassabi.

La oferta gastronómica se completa con entrantes para compartir como los pops de langostino -envueltos en palomita de patata con mayonesa kimchee-, un sabroso surtido de ensaladas o el delicioso flatbread, una fina masa con pesto, tomate, olivada, burrata, rúcula, jamón serrano y parmesano. El punto final lo ponen postres ideales para saborear tras una jornada de playa urbana como el semifrío de chocolate y té de frutos rojos.

Lo mejor: la carta está pensada para ser regada por cócteles como el No Stress o el Table Talk Ice Tea

Lo mejor: la carta está pensada para ser regada por cócteles bautizados con nombres tan idóneos como el No Stress, el BCN Negroni o el Table Talk Ice Tea. Si además decides visitar el lugar durante el fin de semana, darás con alguno de los Dj’s que forman parte de la programación Salt Beach Club Summer Sounds, entre los que encontramos celebrities de la ciudad como Gigi Vives o Gerard Estadella. Todo por alrededor de 30€.

Lo mejor del lugar, pero, es gratis. Nos referimos, por supuesto, a las vistas de la Barceloneta y el increíble skyline de la ciudad. ¿Te apuntas?

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Detalles




  • Dirección: Passeig Mare Nostrum, 19-21, barcelona
  • Horario: L-D 13:00-01:00
  • Teléfono: (+34) 93 295 28 19
  • Tipo: Restaurante
  • Web: https://www.saltbeachclub.com/es