By
Cecilia Díaz Betz

El diseño está en todas partes. Sin ir más lejos los billetes y monedas que usamos a diario también han sido diseñados, aunque no siempre a gusto de todos, sea dicho. No obstante, si nos dieran la oportunidad de rediseñar por ejemplo el aspecto de los billetes de euro, me juego lo que queráis a que no quedarían tan bonitos como la ficticia propuesta que acaba de presentar una estudiante de arte húngara.

Una concepción «animalística» con claras influencias de la ilustración infantil clásica

En concreto hablamos de Barbara Bernát. Presentó su propuesta como proyecto final de carrera y, a juzgar por los resultados, se ha ganado el sobresaliente con creces. La concepción ‘animalística’ con claras influencias de la ilustración infantil clásica, teniendo muy en cuenta el mostrar las especies de animales autóctonas de los diferentes países europeos, nos ha encandilado. Pero con las marcas de seguridad -para demostrar que los billetes de euro no serían falsos- realizadas en una original versión fluorescente que desvela el esqueleto del propio animal, y la simplificación de la información, nos ha acabado de convencer. Quizás darle un punto un poco más sencillo y naïf al dinero podría lograr que pensáramos menos en él, o por lo menos que lo miráramos más amablemente. ¿Quién sabe?