By
Cecilia Díaz Betz

La fotógrafa Mari Luz Vidal y Andrew Trotter decidieron un día abrir las puertas de su hogar para poder enseñar proyectos gastronómicos y fotográficos de una forma más íntima, cercana y diferente a las clásicas (y en ocasiones frías) galerías de arte. Así nació Openhouse Project, un espacio no convencional donde suceden cosas muy interesantes en torno a la fotografía y la gastronomía, pero donde también puedes encontrar hasta buena música en directo.

Tras dos años de vida y muchas actividades a sus espaldas (exposiciones, charlas, presentaciones, cenas privadas, catas, talleres, conciertos y degustaciones), ahora se lanzan de lleno a intentar pasar al papel el primer número de Openhouse – The life we share. Una revista en la que llevan trabajando cuidadosamente un año, que cuenta con 144 páginas multilingües cargadas de buena fotografía y entrevistas, y que centra su mirada en personas creativas y emprendedoras de todo el mundo que abren sus puertas al público para realizar diferentes actividades relacionadas con la gastronomía, el arte y el diseño.

Para que este maravilloso magazine pueda ser una realidad, se han metido de lleno en un crowdfunding en la internacional kickstarter en busca de mecenas que les echen un cable. Si os apetece contribuir, vuestras aportaciones por pequeñas que sean, serán más que bienvenidas. Animaros a aportar vuestro grano de arena.