By
Cecilia Díaz Betz

Si resulta que en tu día a día, no tienes ni un minuto para leer ni siquiera este breve artículo, entonces sabemos de buena tinta que este humilde texto está especialmente pensado para ti, y que necesitar empezar urgentemente una vida Des

¿Tu vida se ha convertido en un devenir de carreras de un lado a otro para llegar a tiempo a todo? ¿Tienes una agenda que parece la de un ministro y no atiende a imprevistos? ¿Cualquier cambio en ese puzzle imposible de vida que te has construido, se te hace una montaña? ¿Cada vez que te miras en un espejo tienes el ceño fruncido? Si a esta retahíla de preguntas has contestado afirmativamente, reiteramos que necesitas echar el freno y aplicarte esas sabias palabras de que «No por mucho madrugar, amanece más temprano».

Desacelérate, despreocúpate, descansa y desconecta.

Este ritmo de vida vertiginoso puede cambiar si tu quieres. Es fácil decirlo, sin embargo, y aunque parezca increíble, es todavía más fácil hacerlo. Simplemente, tomándote las cosas de otra manera y siendo conscientes de que la vida es todo menos previsible, el panorama cambia radicalmente. No se trata de volverse un completo pasota de la noche a la mañana. Con aplicarte cuatro palabras mágicas a tu día día, de repente todo lo vives más relajadamente y disfrutas más de cada momento. Léase: desacelérate, despreocúpate, descansa y desconecta.

Y si además, ya que estamos de pruebas y cambios, le pones un descafeinado de Nescafé como bonus track a tu jornada, notarás que la sensación de relax y desahogo será inmediata. Vamos, que no hay nada como descafeinarse para desestresarse. En Nescafé lo tienen claro, no pasa absolutamente nada si te tomas la vida de otra manera, y qué mejor que disfrutar de un café suave y cremoso para empezar una vida Des.

Más info haciendo click aquí.

captura-de-pantalla-2016-10-03-a-las-19-45-32