By
Laura Naranjo

Amigos/as, aceptémoslo. El verano en su mejor versión está contando sus últimas horas. Los días se acortan, las temperaturas bajan y la rutina estresante vuelve a instaurarse como lifestyle oficial. ¿Pero sabéis qué? Hemos dado con la mejor manera de adentrarnos en la nueva temporada limpios de todo pecado y exceso estival. Lleva por nombre Mi Ayuno y, como indica su nombre, consiste en ayunar durante un corto periodo de tiempo. Que nadie se asuste. Vayamos por partes.

Mi Ayuno es un programa de ayuno y senderismo que nació en 2012 y que aporta un buen montón de beneficios para nuestro cuerpo y mente. Ayuda a desconectar, consigue eliminar las sustancias perjudiciales que se van acumulando en el body a causa de los malos hábitos, depura el organismo, rehidrata la piel, favorece la pérdida de peso, reduce del estrés y aumenta la capacidad de rendimiento. No pinta mal, ¿eh?

Y es que durante seis días, un equipo de profesionales de la salud ofrece un plan nutricional -es decir, ayuno de zumos y caldos- con senderismo, terapias corporales, stretching, pilates, charlas y talleres pedagógicos incluidos. Las estancias, ojo, se realizan en grupos de unas 15-20 personas en una idílica casa rural del Garraf. Aunque este modelo de ayuno y senderimo es pionero en España, vale al pena apuntar que en países como Francia o Alemania lleva décadas funcionando y lo practican más de 80.000 personas al año. 

Todos aquellos que no os podáis permitir seis días de retiro, sabed además que también existe la modalidad de Mi Ayuno Weekend. Aunque los efectos en este programa son de menor intensidad, permite la iniciación a los beneficios del tan elogiado ayuno terapéutico. Palabra de good2b. 

Más info y detalles AQUÍ