By
Marta Serra

El proyecto de cosmética natural y de proximidad Mamita Botanical skincare reafirma los valores de la marca con la renovación de su imagen, la reformulación de algunos productos y el rediseño de los envases y el packaging. 

Apoyamos los ingredientes orgánicos de la marca, así como su packaging exento de plástico 

Apostando por la sostenibilidad, Mamita Botanical incrementa el porcentaje de ingredientes orgánicos en sus productos y pasa a emplear envases de vidrio y sin etiquetas, para reducir residuos y facilitar el reciclaje. Además, se trabaja en pequeños lotes, para garantizar su frescura.

 imagen de la campaña Mamita Botanical

Los diseños de los nuevos envases y packaging siguen una tendencia minimalista que trata de ensalzar la línea de fabricación de la marca, productos poco alterados y sin aditivos. El listado de ingredientes y el logotipo se sitúan en la parte frontal del frasco, para enfatizar la transparencia con la que trabajan. Las formas se inspiran en las siluetas femeninas, e incorporan el color azul para los limpiadores, con el objetivo de facilitar su distinción respecto a los productos de tratamiento, que siguen envasados en ámbar.

imagen delos nuevos envases de Mamita Botanical

La nueva campaña publicitaria, dirigida por Esther Miquel, busca realzar el concepto skinfood, alimento para la piel, siguiendo justamente con los valores de una cosmética natural, sostenible y de proximidad. Por ello, las imágenes muestran el producto aplicado sobre la piel, rehuyendo las clásicas fotos que reflejan únicamente el resultado, y lo hacen desde un punto de vista conceptual y minimalista.

Mamita Botanical es un proyecto que nace en Argentina en 2014 de las manos de la barcelonesa Elisenda Monté. Tras su estancia allí, volvió a su ciudad natal, donde ha hecho crecer la marca. Un trabajo de conexión con la naturaleza que teje puentes invisibles entre América Latina y el Mediterráneo, mezclando ingredientes que reflejan las vivencias allí con flores y productos locales y de temporada. De hecho, todos los productos que utilizan son naturales y crecen Parque Nacional de Collserola.

Imagen de la campaña Mamita Botanical