By
Cecilia Díaz Betz

¡La rebelión de las esculturas! ¿Qué pasaría si esos bellos desnudos en mármol de la Antigua Grecia y Roma decidieran que ya está bien de andar en pelotas?. De repente un día se los encuentra uno en el museo vestidos, y lo que es peor, ¡de hipsters! Pues esta extraña y simbólica absurdez es la que ha llevado a cabo el fotógrafo asentado en París, Léo Caillard. Con altas dosis de humor e ironía, fue vistiendo de hipsters a las esculturas clásicas, despojándolas de su bella desnudez, en un proyecto que deafía las nociones de identidad, carácter y personalidad. Welcome to… Hipsters in Stone.

Con altas dosis de humor e ironía, fue vistiendo de hipsters a las esculturas clásicas, despojándolas de su bella desnudez

El proyecto fotográfico de Léo Caillard, goza de muy buena salud en lo que a humor y contemporaneidad se refiere. Afroditas  con mini vestidos, Apolos atabiados al más puro estilo leñador, algún que otro Zeus de lo más grunge, y así un largo etcétera de deidades modernamente travestidas. Por supuesto, los accesorios son funamentales: smartphones, gafas de sol o gorras, que ya forman parte de nuestro día a día, y ahora también de las esculturas. Si os ha gustado la idea, a través de la web del  propio Léo Caillard, podéis adquirir las copias, y de paso ver el ltrabajo del fotógrafo, que merece mucho la pena.