By
Laura Naranjo

Sí, a nosotros también nos gusta Lego. Y eso es así. Tenemos especial predilección, además, por la serie Lego Architecture y su esmero por recrear algunos de los edificios más admirados del globo.

Sus pequeñas piezas ya han servido para dar vida al hermano pequeño del Empire State Building o a la Fallingwater de Frank Lloyd Wright en miniatura. La última de sus novedades es la Tour Eiffel, que saldrá a la venta el mes que viene. Lego adictos, ¡no os despistéis!