By
Bru Romero

De todas las tapas habidas sobre la faz de la tierra, nadie me podrá negar que las croquetas son, sin duda, las que se llevan el gato al agua. ¿Quién se ha podido resistir a una socorrida ración en algún bar, tasca, restaurante o similar?, ¿quién no ha sucumbido a su jugosa masa combinada con los sabores de siempre?, ¿quién no ha soñado en su rutina universitaria o incluso de soltería, recibir un tupper de las ‘caseras’ hechas por mamá? Pues bien, si te sientes identificado, tienes mono de croquetas y, a veces, has caído en el error de pensar que “probada una, probadas todas”, te deberías dar una vuelta por La Gastro Croquetería de Chema, el altar de la croqueta en mayúsculas.

Domingos, festivos y demás días puntuales, el chef reivindica sus orígenes valencianos con un repertorio de arroces de mostrador que se completan con una serie de menús degustación

Situado en el centro de Madrid, el restaurante de Chema Soler (en la cocina) y María Puyo (en la sala) celebra las virtudes de doña Croqueta con un nuevo concepto gastronómico, en el que casi todo gira en torno a ella. Ya sea en su versión tradicional como en la más futurista de sus acepciones, encontramos ‘piezas’ para todos los gustos. Así, junto a las croquetas de jamón o bacalao, se sitúan las de setas, mejillón tigre, pulpo a la gallega o sobrasada y chocolate.

La visión gourmand de Chema Soler (subcampeón de España del VII Campeonato a la Mejor Barra de Pinchos y Tapas en 2011) retoma así la costumbre de la tapa de toda la vida hasta hacerla explotar en mil pedazos de rica y sabrosa mezcla. En caso de que el comensal no sea un fanático entregado de estas bolitas de bechamel, pan y mucho esmero en el arte de mover la cuchara, también podemos centrarnos en sus macetas (ensaladas), cazuelas de lasaña, fideuá o vieiras o de alguna de sus variadas tapas (secundarias), como la de turrón de foie sobre espuma de almendra frita, el dim sum ibérico con emulsión de anacardos o la coca de arenque con kikos y verduritas.

¿Preguntas por el postre? Tranquilo, también hay croquetas dulces. Te recomiendo las de galleta María, las de chocolate o las de Oreo y nata, porque ya que nos ponemos, croqueteamos sin parar.

Detalles




  • Dirección: c/del Barco, 7
  • Horario: M-S: 13,30h a 15,30h y 21,00h a 23,30h y D: 13,30h a 16,00h y 21,00h a 23,00h
  • Teléfono: 91 364 22 63
  • Tipo: Restaurante