By
Quim Coll

El próximo desfile de alta costura de Dior tendrá un aliciente más, alejado de las piezas que presentará la mítica marca francesa. La directora creativa de la marca, Maria Grazia Chiuri, ha contactado con la artista feminista radical Judy Chicago, quien se encargará del diseño del escenario para el desfile, que se celebrará en el Museo Rodin de París la última semana de enero. F: Judy Chicago, ‘Smoke Bodies’, 1972, fireworks, California desert, CA. © Judy Chicago, cortesía de Through the Flower archives

La pionera feminista Judy Chicago se encargará de diseñar el escenario del próximo desfile de alta costura de Dior, con una instalación titulada The Female Divine

A sus 80 años de edad, Judy Chicago –artista, autora y educadora– es principalmente conocida por dos proyectos que definieron una época: fundó el primer programa de arte feminista en la California State Univeristy al principio de los 70s, y creó la instalación The Dinner Party, una mesa de cerámica con varios nombres de algunas de las mujeres más importantes de la historia inscritos en ella, desde Virginia Woolf hasta la reina Boudica.

La instalación pensada por Chicago para el desfile de alta costura de Dior AW20, que seguirá abierta al público tras el espectáculo, se titulará The Female Divine; y mostrará una pasarela inundada de flores en flor con una figura a imagen y semejanza de una Diosa observándolo todo desde las alturas. La instalación también contará con estandartes creados por estudiantes de diseño de la India engalanados con preguntas, como por ejemplo: «¿Qué pasaría si las mujeres gobernasen el mundo?».

Smoke Holes #2, 1970. © Judy Chicago/Artists Rights Society (ARS), Nueva York. Cortesía de la artista

No es la primera vez que Chiuri, la primera directora creativa de Dior, colabora con artistas femeninas para alguno de sus espectáculos. La diseñadora italiana ha celebrado constantemente la figura de la mujer, homenajeando a Catherine Dior, la hermana del diseñador Christian Dior, que luchó contra los nazis en la Segunda Guerra Mundial; y trabajando con artistas como la británica Penny Slinger o la norteamericana Mickalene Thomas. La instalación de Chicago, que estará abierta al público parisino del 21 al 26 de enero, será una invitación a reconsiderar los roles y el poder de las relaciones que, a través de la mirada del género, determinan la forma en la que vivimos en sociedad.