By
Quim Coll

DIESEL sigue con su estela de colecciones basadas en los movimientos de las redes sociales. Nuestras vidas giran alrededor de estas, ya sea para bien o para mal. Esta vez, la marca ha querido centrarse en la vida de los influencers, pero dándole una vuelta de tuerca.

En BE A FOLLOWER, DIESEL busca enfatizar el poder que los seguidores tenemos sobre los influencers

De esa forma nace la campaña veraniega de DIESELBE A FOLLOWER. ¿Para qué ser influencer cuando puedes ser uno de sus seguidores? La vida de los influencers parece fácil: ser conocido en las redes sociales te puede convertir en famoso en la vida real, pero, ¿hasta cuando durará?

Con todo esto en mente, DIESEL coge los clichés de la vida de influencer para darles una vuelta y enfatizar lo realmente importante: las interacciones con los followers. Sin followers no hay influencer, de esa forma, somos nosotros las partes más importantes de sus vidas. Eso sí, la marca deja claro que no está juzgando a los influencers: solo resaltando la importancia que tienen sus seguidores.

Para la campaña, la marca cuenta con influencers reales que se toman todos los clichés de su vida de una forma ligera y divertida. Jennifer Grace (@thenativefox), Kristen Crawley (@kristennoelcrawley), las gemelas @amixxamiaya @ayaxxamiaya, Elias Riadi (@eliasriadi) y Bloody Osiris (@bloodyosiris) protagonizan una serie de divertidos videos en los que demuestran que pueden reírse de sí mismas sin problema.

La idea detrás de la campaña es que ya no importa lo famoso que eres en tu Instagram: no eres nada sin la gente que te sigue. Para la promo se crearon docenas de piezas de contenido de video, dirigidas por Ali Ali y Ahmed Tahoun de Good People Films.

La ropa, de un corte actualísimo, fresco y moderno, sigue lo visto en las últimas colecciones de la marca, centrándose en una estética chandalera gabber que nos recuerda a la escena rave de los 90. Podéis encontrar las prendas de BE A FOLLOWER en tiendas o online.

Y tú, ¿eres follower o influencer?