By
Cecilia Díaz Betz

En las últimas campañas de Kenzo no dejan de sorprendernos con ejercicios visuales muy experimentales y cargados de surrealismo. Ya os habíamos hablado hace poco de su Kenzine y del lookbook SS14. Pues bien, ahora nos deleitan con un cortometraje rodado en 16mm, sustituyendo los -digamos- ‘acomodados’ fashion films, y de nuevo dando un vuelco al lenguaje y las formas para presentar una colección.

Kahlil Joseph, realizador afincado en Los Ángeles, firma este cortometraje. La pieza está medio camino entre un film de Lynch y Jarmusch. Desde un delfín varado en una playa, un niño que sueña, un salón de baile vacío, seguimos a una voz en off que nos lleva hasta un restaurante en Jamaica. Incongruencias, misterio, fragmentación y exquisitez visual, donde unos personajes tremendamente singulares -vestidos de Kenzo, lo cual le otorga un plus de extraña sofisticación y tribalismo- se encuentran en escenarios casi irreales. La música la firma el grupo de hip hop experimental de Seattle, Shabazz Palaces, con algunos extractos adicionales de Health.

Aunque lo mejor, como siempre, es que lo veáis. Más que mil palabras, sí. Aprieta el play bajo estas líneas.