By
Nuria Candela López

Oishii Ramen Street ofrece especialidades que podríamos encontrarnos por las calles de Japón, pero sin movernos del centro de la Ciudad Condal. Inspirados en lo urbanita y callejero, para su interiorismo han contado con el estudio Arquim Diseñores con el que han recreado una auténtica calle que nos hace sentirnos inmersos en una ciudad nipona. Aunque sin duda el viaje que nos trae hasta aquí, es el que experimentará nuestro paladar.

 Oishii, significa delicioso y ese es precisamente el objetivo de su gerente José Luis Jin Hu, que cada plato que pase por sus fogones sea irresistible para el que lo prueba

Dividido en dos espacios, está pensado para que escojas el que mejor se adapte a tu ritmo del día; un amplio comedor dónde sentarte a disfrutar de un menú de mediodía o de una cena relajada; o la zona de la entrada con vistas a la cocina que nos ofrece una barra en la que sentarnos a comer algo rápidamente entre las prisas del día a día en la ciudad. Oishii, significa delicioso y ese es precisamente el objetivo de su gerente José Luis Jin Hu, que cada plato que pase por sus fogones sea irresistible para el que lo prueba.

En su carta encontramos las típicas gyozas, el pan bao (planchado),  las alitas de pollo crujientes, o los típicos edamame. Los platos estrella, sin embargo, son los ramen, que elaboran como manda la tradición: con una base de caldo hecho a fuego lento tras más de 12 horas de cocción, y fideos chinos.

Los platos más exitosos son el Miso Ramen (caldo con miso cubierto de chashu, brotes de soja y wakame con guarnición de huevo, naruto, menma y cebolleta), el Chili Beef Ramen (caldo cubierto de ternera salteada con pimiento rojo y verde, brotes de soja, chili fresco y cebolleta), el Shoyu Ramen (caldo con salsa de soja cubierto de chashu, huevo, naruto, menma y cebolleta) y el Tonkotsu Ramen (caldo original cubierto con chashu, brotes de soja, verduras de temporada, toped naruto, menma y cebolleta). Otro de los platos que destaca es el Katsh Karee de Pollo, un curry casero japonés absolutamente delicioso y muy poco picante, apto para todos los paladares.

La carta va cambiando cada 15 días, adaptándose al gusto de sus comensales ya los productos de temporada, ya que todos los ingredientes son frescos y de primera calidad.

¿Te apetece probarlo? Sigue su Facebook para estar al día de todas las novedades.

Detalles